Del Escualo Somnoliento al Tiburón de Groenlandia

El tiburón de Groenlandia (Somniosus microcephalus) es un tiburón de gran tamaño que vive en aguas frías del Atlántico Norte conocido desde hace bastante tiempo.

Esta entrada se me ocurrió ojeando un libro para niños algo antiguo que me regalaron cuando era un niño donde aparece una representación un tanto oscura y hostil de este tiburón que en realidad es un animal apacible.

La descripción rezaba tal que así: «Este es el lema de nuestro protagonista: “Quien duerme no captura peces, pero el que finge dormir los atrapa ¡Sin duda!” El escualo somnoliento parece adaptarse a esta máxima. Dejándose llevar perezosamente por el agua, este carnívoro de los mares árticos, aparentemente inmóil y solapado, está en realidad concentrado totalmente en la espasmódica espera de cualquier espera de cualquier desecho abandonado por una nave. Nosotros definiríamos a esta fiera de los mares árticos como la “fea durmiente”, pero de muy distinta manera lo describirían sus presas».

Así se representaba al Escualo Somnoliento

Así se representaba al Escualo Somnoliento

Más adelante siguen haciendo referencia a cómo cazan peces, focas e incluso ciervos. Y cómo se comen las latas de conservas que tiran los barcos por la borda “Para ponernos a la par, nosotros tendríamos que comernos las anchoas con lata y todo”.

Esta descripción del Tiburón de Groenlandia data de 1991.

¿Qué sabemos en realidad del este animal?

El Somniosus micrpcephalus es un tiburón de aguas frías que se conoce como tiburón de Groenlandia por su presencia en la zona, pero se sabe que vive en la mayor parte del atlántico norte a profundidades de hasta 2.500 metros aunque normalmente no pasan de los 1.200 metros.

Están estrechamente emparentados con otros tiburones de profundidad como los tollos o las viseras.

Tienen un cuerpo cilíndrico y esbelto con aletas pequeñas y poco sobresalientes.

polyarnaya-akula

Y este es el tiburón de Groenlandia

Es uno de los tiburones más grandes de aguas frías y del mar en general, siendo mayor talla registrada unos 640 cm. Al nacer miden 40 cm.

De su reproducción sabemos que son ovovivíparos y dando a luz camadas de hasta 12 fetos. Hace años vi dar a luz a una hembra de visera, una pariente suyo más pequeño, fue toda una experiencia.

En verano viven cerca del fondo donde capturan presas demersales y en invierno se adentran en aguas menos profundas en el círculo polar, habiendo sido encontrados bajo la banquisa ártica.

Estudiando sus estómagos se ha determinado que consumen toda clase de invertebrados y peces bentónicos y demersales pero también se han encontrado restos de focas e incluso renos y partes de un oso polar. Aunque no se sabe si los cazaron o devoraron sus cadáveres, o las dos cosas, se los considera poderosos depredadores.

Están ciegos, dependiendo de los demás sentidos, y sobre sus ojos es normal encontrar un copépodo bioluminiscente llamado Ommatokoita elongata adherido a sus ojos. Se sabe que el copépodo se alimenta del tejido ocular del tiburón causándole una ceguera parcial, por lo que se lo ha considerado un parásito, pero se ha sugerido que la propia bioluminiscencia del copépodo puede atraer a las presas del tiburón, lo que explicaría la aparición de presas rápidas en el estómago de este tiburón.

De hecho, se trata de un tiburón que nada lentamente y tiene un carácter tímido que se deja atrapar fácilmente, aunque en su día se supuso que podía atacar a los humanos no hay registros de ataques.

Su carne es levemente tóxica y puede producir efectos similares a la embriaguez, pero el veneno se elimina hirviendo la carne y secándola unos meses y algunas personas disfrutan comiéndolo.

Los inuit los han capturado tradicionalmente a este animal al que tientan con un señuelo y atrapan con arpones. De su piel obtienen un cuero especialmente grueso y con sus dientes elaboran cuchillos. A pesar de ello la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) considera al tiburón de Groenlandia como casi amenazado.

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo Biología

4 Respuestas a “Del Escualo Somnoliento al Tiburón de Groenlandia

  1. Fenomenal entrada y que recuerdos al ver la foto del libro :)!

    Le gusta a 1 persona

  2. robert william casin.

    Me encantan los escualos. Me gustaria tener mas conocimiento de esta especie.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s